Comercio y Ciudad - NoveldaPolítica - Novelda

Novelda inicia el proceso de regularización catastral

La regularización implica la incorporación al Catastro de aquellos inmuebles y sus alteraciones que no figuren en el mismo

Novelda inicia, junto a otros 23 municipios de la provincia,  el proceso de Regularización Catastral, un procedimiento que pretende “luchar contra el fraude”, según indicaba el responsable municipal de Urbanismo,  Francisco Javier Cantos, de forma que la “descripción de los bienes inmuebles inscritos en el Catastro concuerde con la realidad”. Con esta regularización catastral, que se prolongará durante varios meses, se busca cumplir con la legislación que establece que en el registro administrativo del Catastro deben incorporarse, de forma obligatoria, todos los inmuebles urbanos o rústicos, así como todas las alteraciones de sus características (económicas, físicas o de titularidad). Es por ello que una empresa especializada, dependiente de la Diputación Provincial,  realizará las actuaciones de comprobación necesarias al objeto de incorporar y valorar aquellos actos, hechos o negocios susceptibles de originar una modificación en el Catastro.

El concejal de Urbanismo señalaba que esta regularización  no implica una revisión de los valores catastrales de los bienes declarados, sino la incorporación al Catastro de aquellos inmuebles y sus alteraciones, como ampliaciones y rehabilitaciones, que no figuren en el mismo y, por tanto, supongan un fraude fiscal inmobiliario. Tampoco tendrá coste para el Ayuntamiento ya que se autofinancia a través de los 60 euros que deberán abonar los titulares de  edificaciones regularizadas. Según Cantos se trataría de que inmuebles que disfrutan de los mismos servicios públicos que el resto de los vecinos contribuyan, una vez incorporados correctamente al Catastro, al sostenimiento de dichos servicios

El proceso que ahora se inicia no multa obras ilegales y excluye sanciones catastrales, tan solo pretende, según el edil de Urbanismo, “aflorar los inmuebles que no estén correctamente inscritos, asignándoles un valor catastral que servirá para la correspondiente gestión tributaria respecto al IBI”. De esta forma, señalaba Cantos, “al contar con más inmuebles declarados se pueden rebajar los tipos impositivos ya que, si pagamos todos, pagamos menos”.

Comentarios
Ver más
Botón volver arriba