ComarcaVinalopó Salud

#Comarca: El Hospital del Vinalopó invierte 1,2 millones de euros en un nuevo TAC

Se trata del primer equipo de estas características en la sanidad pública de la Comunidad Valenciana que reduce al mínimo la radiación

Publicidad

El Hospital Universitario del Vinalopó, perteneciente al grupo Ribera Salud, ha inaugurado hoy las instalaciones de su nuevo TAC Drive con tomografía computarizada de última generación de alta gama. Un TAC de mayores prestaciones que posibilita la obtención de imágenes y estudios con menor dosis de radiación para el paciente, que ha supuesto una inversión de más de 1.200.000 euros.

El Hospital Universitario del Vinalopó se convierte así en el primer centro público de la Comunidad Valenciana en contar con esta tecnología de doble fuente, es decir, equipado con dos tubos de rayos y sendas bandejas de detectores, lo que permite hacer exploraciones de cuerpo entero en poco más de un segundo a un paciente politraumatizado o explorar el corazón en un solo latido.

Gracias a este nuevo equipo ahora somos capaces de distinguir tejidos que con otros TACs no es posible. Por ejemplo, podemos saber exactamente la composición de los cálculos renales o hacer estudios de perfusión de órganos”, explica Ángeles Franco, jefa de servicio de Diagnóstico por la Imagen.

Esta tecnología evita resonancias magnéticas y permite una mayor confortabilidad de los pacientes ya que el estudio es mucho más rápido, precisa de una menor dosis de radiación y aporta mayor exactitud diagnóstica Permite realizar estudios que, hasta este momento, son difíciles o imposibles de hacer en otros centros de la provincia, como por ejemplo estudios cardíacos en pacientes con ritmo cardíaco alto. “No cabe duda que esta adquisición nos coloca a la cabeza de la tecnología de TAC tanto a nivel nacional como internacional”, asegura el doctor Rafael Carrasco, Gerente del centro.

Conscientes de la importancia de la humanización dentro de los protocolos sanitarios, las instalaciones del nuevo equipamiento se han convertido en una réplica integral en 360 grados del Palmeral de Elche, Patrimonio de la Humanidad.  El objetivo que el paciente que acude a realizarse esta prueba tenga la sensación de encontrarse en un entorno natural y reducir así el estrés que le pueda suponer este procedimiento clínico.

En el acto de presentación del nuevo TAC también ha estado presente el alcalde de Aspe, Antonio Puerto, quien ha destacado la importancia de este nuevo aparato para los vecinos de la localidad.

PONENCIAS CONMEMORATIVAS

Dentro de la jornada de inauguración, el salón de actos ha acogido una jornada científica donde referentes nacionales de la especialidad han abordado la tomografía computarizada de doble fuente. De esta manera, el Dr. Gabriel Fernández Pérez, jefe del servicio del Hospital Río Ortega de Valladolid, y el Dr. Gorka Bastarrika Alamañ, director del servicio de Radiodiagnóstico de la Clínica Universitaria de Navarra, han explicado las ventajas y aplicaciones diagnósticas en diferentes servicios de esta dotación tecnólogica con la que ya cuentan los pacientes del Hospital Universitario del Vinalopó.

UN SERVICIO CON VISIÓN DE FUTURO

El servicio de Radiodiagnóstico del Hospital Universitario del Vinalopó está inmerso en un proyecto de renovación tecnológica con el objetivo de seguir incorporando todas las herramientas de última generación posibles, para ofrecer una mayor seguridad en el diagnóstico, así como para poder ser más ágiles en la respuesta.

El área de Radiología dispone de 1.000 metros cuadrados donde trabaja un servicio altamente dependiente de la tecnología, totalmente digitalizado, que pone a disposición de los pacientes todos los modelos de pruebas disponibles.  Además de la más avanzada tecnología, el servicio de Diagnóstico por Imagen cuenta con un gran equipo humano, compuesto por radiólogos, técnicos especialistas en imagen, personal de enfermería y personal no sanitario, todos ellos con un alto grado de especialización en el proceso radiológico.

Comentarios
Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar